31 mayo 2015

Becoming Monica: Primera presentación



Algo que a mi parecer faltó en mis presentaciones anteriores fue tener la oportunidad de cantar muchas veces frente a un público.
Sé que no soy una cantante profesional y estoy consciente de todos los errores que cometo. Es evidente que el hecho de estar nerviosa y la adrenalina de que muchos ojos me estén juzgando me obligan a equivocarme aún más.

Es por eso que cuando mi profesora de solfeo (la señora que me acompañó en el piano) nos propuso hacer una mini-presentación a mis compañeros y a mí, consideré esto como una oportunidad para perfeccionar mi "número" para la presentación final. Y vamos, a diferencia de mis compañeros de la escuela, mis compañeros de solfeo no representan una amenaza para mi autoestima.

Durante mis prácticas a solas pude practicar con una pianista especializada en acompañar a los cantantes del conservatorio, pero esta vez, debido a que era una presentación relax, mi profesora de solfeo (quien es también una muy buena pianista) me propuso acompañarme ella (especialmente porque el acompañamiento de esta aria es MUY complicado y no podía atribuirselo a uno de sus alumnos de piano).

Cuando me propuso esto, me puse bastante nerviosa... especialmente porque es mi profesora de solfeo y temía que se diera cuenta de todos los errores de ritmo que hago. A parte de eso, tendría la desgracia de escuchar mis notas desafinadas.

Confieso que admiro a mi profesora de solfeo. Me parece una señora muy elegante, fuerte, inteligente y talentosa, pero desde que empecé mis clases tengo esa idea de que me considera molesta y estúpida. Tuve sentimientos encontrados (de alegría y miedo) cuando dijo que me acompañaría.

El único día que tuvimos para practicar juntas (no pasamos más de 5 minutos en la sala) fue un momento bastante frustrante puesto que me daba cuenta de todos los errores de lectura que cometía, También pude detectar algunos errores que ella cometió en el acompañamiento (como se los he dicho, vivo y como esta aria, así que conozco relativamente bien el acompañamiento), pero me importó más no poder interpretar algo descente frente a ella...

En fin, ésta es la primera presentación de lo que será mi "número"... Hubieron muchos errores (sí, sí, mi profesora se adelantó en una parte y tuve que alcanzarla, pero ¡hey! eso es lo que lo hace divertido), pero podemos justificarlos tomando en cuenta que no tuvmos muchas ocasiones para trabajar juntas.

Y bueno... Aunque no fue perfecta, a mis compañeros les gustó mucho, y muchos conocidos y desconocidos se acercaron a felicitarme.

Sin embargo, lo que más me impresionó en esto fue que ayer, mientras hacía unas cuantas compras, recibí un mensajito de un número desconocido. Al abrirlo y leerlo, me sentí muy emocionada: el mensaje era de mi profesora de solfeo. En él, me decia que me felicitaba mucho por mi presentación, que en realidad había sido la mejor presentación de la noche y que esperaba que cantara más seguido, siempre que la ocasión se me presentase.

En fin... Monica... No es tan malo convertirse en vos.

26 mayo 2015

Becoming Monica



Hace unos meses, vi un mini-documental en el cual se presentaban el trabajo y la evolución de una cantante lírica que interpretó el papel de Zerlina, uno de los personajes principales de la famosa ópera de Mozart “Don Giovanni”.

Al ver este documental, me dije que sería interesante hacer un trabajo similar con el personaje y el aria que interpretaré durante la audición de fin de año, sobre todo para recordarme que el trabajo de interpretación no se limita a cantar y ya… Es necesario convertirse en el personaje de cierta manera.

Monica:  Monica es una muchacha, relativamente joven, quien vive bajo la tutela de su madre alcohólica, durante la 2da Guerra Mundial. Monica trabaja y se esfuerza en complacer a su madre, sometiéndose a ella en muchos aspectos.

En un mundo en donde la decepción humana es el sentimiento de base, Monica prefiere hundirse en su mundo fantástico para escapar de la realidad, limitando este mundo a Toby, su mejor amigo mudo – interpretado por un bailarín y un piano – quien es el único que está dispuesto a construir con Monica ese mundo fantástico. Pero Toby peca con un poco de realidad… Toby ama a Mónica y Mónica lo sabe, pero prefiere jugar con él, mantenerlo como el esclavo que necesita para crear sus fantasías.

Es difícil interpretar a Mónica sin Toby… Toby es Monica, y Monica es Toby de cierta manera. El único recurso que tengo es el uso del piano, quien responderá a mi monólogo-diálogo.

Los sentimientos de sumisión y de represión son fáciles de encontrar en las gavetas de mi memoria.
En efecto, siempre traté de ser lo suficientemente “correcta” para complacer a mis padres, pero eso no impidió que jugara con aquellas personas que me dieron su amor y su corazón…

He estado un año caminando y actuando como Monica, pero también como Toby. Respirando sus miedos, sus alegrías sus llantos, sus frustraciones. La canción publicada en este post es el primer “draft” de esta interpretación. La calidad está fatal porque fue grabada con un celular...