14 enero 2015

Kanchanaburi y sus contrastes



Esos días han sido un poco oscuros, no sólo a mi alrededor - tomando en cuenta que el cielo está completamente cubierto y que el ambiente ha sido bastante afectado por los atentados de Charlie Hebdo - sino que también dentro de mí. Pero ése es ya otro tema.

Decido entonces traer un poco de sol a mi vida con mis recuerdos de Kanchanaburi y Erawan, dejando atrás las lluvias parisinas y el terror.

07 enero 2015

Conociéndome de nuevo en Ganesha Park


Natasha o el bebé elefante rosado que adquirí como recompensa por mis gritos de niña consentida en el Aurera. "Un elefante se balanceaba sobre la tela de una araña". Los elefantes del zoológico de Chapultepec y las torturas frente al espejo: "Estoy gorda como un elefante".

Desde pequeña, mi vida ha sido marcada por los elefantes, y lo cómico de todo es que a pesar de que estos maravillosos animales estuvieran presentes en mis discursos y en mis pensamientos, tenía un conocimiento casi nulo de ellos.

Es más que evidente que una de las principales motivaciones del viaje a Tailandia era conocerlos. Pero conocerlos realmente. No de la manera en que se conoce a un actor famoso, detrás de las rejas de su propia prisión, sino como hermanos, amigos.

 Y tampoco quería tratarlos como algo inferior, montándome encima de ellos y destruirles su columna, o siendo partícipe del maldito Phajaan (hagan click aquí para saber qué es). 

Yo quería que nuestras almas se encontraran.

Ganesha Park me dio esta oportunidad.

03 enero 2015

Navidad en Ayutthaya


Después de 7 años de navidades frías en las que sólo el alcohol podía hacernos contar historias interesantes, decidimos que para esta Navidad, en vez de adornar pinos falsos y sumergirnos en el comportamiento consumista del momento, iríamos a algún lugar a sorprendernos, a descansar y sobre todo a aprender.