27 marzo 2007

Et la vie tourne encore...

La vida da vueltas, muchas vueltas, y nosotros dejamos y hasta hacemos que ésta siga girando durante mucho tiempo. La compañía es tan superficial como un aleteo de mariposa, hasta las personas que encerramos dentro de nuestra vida y que más queremos, se van...
¿Cömo quieren que aprendamos a conocernos? ¿Cómo quieren que miremos el espejo? ...

26 marzo 2007

À la recherche d'un peu de souffrance...

Tengo esos momentos que tanto odio... La felicidad me domina y me encuentro rodeado por todo lo que quiero y necesito, pero a veces se extraña el sufrimiento.
El día de hoy, para variar, fui al cine y tuve la oportunidad de escuchar y leer una frase que describe mi estado de ánimo: "Dormir hasta los 18 años no sería muy bueno que digamos, no podrías sufrir y si no sufrieras, no aprenderías nada...".
Creo que en esta vida no existe una meta, únicamente múltiples búsquedas de metas en las que es indispensable el gran sufrimiento... Si éste no está de nuestro lado, hacemos lo posible por encontrarlo, ya sea en nuestra situación actual, o trayendo a nuestra vida aquello que nos hizo sentir tan mal en nuestro pasado.
Tal como quiso decirlo Mylène con su cita "Si tes larmes coulent, il faut les ramasser pour en faire un collier"... Pues es necesario sangrar para crear más vida.

...

24 marzo 2007

Dame de Lotus

Je suis enterrée vivante, contente de moi...



¿Por qué será que Björk, siendo tan similar a Émilie Simon, no me gusta tanto como ella?
ÉMILIE SIMON EN FORCE!

22 marzo 2007

Why can't you like me?

Podría ser amarilla, azul, violeta, negra, rosada... Todo terminaría siendo igual, los resultados serían siempre los mismos... Jamás encontraré un alma que se interese realmente por mí, tanto interiormente como exteriormente.
Cierto que soy horripilante... ¿Será por eso que a casi nadie le intereso físicamente?
Cierto que soy estúpida... ¿Será esa la razón por la que nadie se detiene a hablar conmigo?
Cierto que soy la reina de las neuróticas, ¿Por eso nadie quiere estar a mi lado?
Las únicas personas que se detienen a escucharme son mis alumnos... Sobre todo los del viernes. ¡Si esos niños supieran cuánto los quiero!

¡Qué sola me siento!

16 marzo 2007

Siempre soñé con ser reina...

VIVAN LA ROPA, LOS ZAPATOS Y LOS DULCES!!!
El materialismo no es tan malo como muchos lo pintan! jajaja

15 marzo 2007

My sweetest pain...

Muchas veces amamos y entregamos la vida... Pero la vida nunca fue nuestra. Saboreemos el dulce dolor...










12 marzo 2007

La solitude est belle...



Qui a dit que la solitude n'était pas belle?

"J'ai peur" y el número 9...

En la lista de clases, siempre fue la número "9"... Justo después de Ayax... Era un simple número, un simple aliento que estaba de más. Nunca sobresalió, ni por su personalidad, ni por sus notas de colegio ni por su físico.
Ese día, su profesor de francés la escogió por su número y le pidió que pasara a presentar su informe. Todo estaba listo: el libro había sido leído, las páginas demandadas habían sido escritas a computadora y el texto había sido aprendido. Sólo tenía que presentar su "fiche de lecture". comenzó bien, contando cómo era la vida de Fanny y la guerra que la mantenía encerrada en ese mundo tan bello... Las letras del informe empezaron a borrarse y su corazón se detuvo un rato. Volvió a comenzar, parecían haberse borrado del todo. Ella no entendía qué sucedía, y su voz sólo permitió decir las siguientes palabras: "J'ai peur". Las risas florecieron... Ni el profesor pudo dejar de perfumarse con ellas. Ésta fue la característica que la diferenció de los demás durante 3 años...

Sentada en la silla, mientras sus colegas la felicitaban, ella pensaba en su vida y en todo lo bueno que había podido sacar de ella. Las lágrimas decoraban aquel mural de suspiros que aún faltaba completar. Abrió la carpeta y sintió un frío demasiado espeso en el que pronto empezó a ahogarse.
"Y ahora, la universidad se complace en recompensar al mejor índice de los graduados de pregrado, le pedimos, por favor, se ponga de pie la alumna..."
El silencio se hizo eterno y ella seguía pensando en aquella carpeta que contenía su peor miedo.
"Gabriela Vaitiare Díaz Tovar".
Los gritos florecieron, los aplausos se escuchaban como tormentas miniaturas que al mezclarse con los gritos, se transformaban en silencio. No sabía qué camino tomar para llegar a aquel lugar en el que un diploma y una medalla la esperaban, así que tomó el había recorrido unos minutos antes para recoger su diploma universitario.
El rector de la universidad le sonrió y le dijo: “Es la primera vez que entrego una medalla de oro… La felicito, usted tuvo el promedio más alto de los graduados”. Ella sonrió, pero no se sentía como todos esperaban. Pensó por un momento que lo que la estorbaba era el hecho de que el birrete impidiera que la medalla entrara. En fin, no estaba segura… Los fotógrafos se revolvieron para poder retratarla y sacarle así mucho dinero, los demás seguían gritando. Bajó de la tarima y escuchó la música que la separaba del momento en el que tendría que enfrentarse a la carpeta. Uno de los edecanes se acercó a ella y le pidió que se levantara… Tomó la carpeta entre sus manos y caminó de nuevo hacia la tarima. Todos gritaban y aplaudían… Todos sonreían… Pero ella no sabía por qué… Siempre se preguntó por qué todos la felicitaban … Nada tenía sentido. Al llegar al podium, el presentador descuidó la lista de alumnos graduándose. En esa lista, ella pudo percibir su nombre, acompañado de aquel número que la había acompañado durante toda su vida… Ese “9” que la había marcado de por vida. Pensó en aquellos tiempos en los que no era nada para nadie y se dio cuenta que todo seguía igual. Antes, seguramente, habría estado bastante feliz por recibir esa medalla, ese diploma y la oportunidad de dar un discurso, pero ahora, nada la conmovía, ni el hecho de haber superado el ver cómo se borraban las letras de su discurso… Quizás en el pasado, eso habría sido suficiente, pero hoy no…
Con esto “J’ai peur” había muerto y con ella su inocencia y esperanzas. Se sentía desencantada…

Je n’ai trouvé le repos que dans l’indifférence. Pourtant, je voudrais retrouver l’innocence… Mais rien n’a de sens… Plus rien ne va.